Navidad y Año nuevo: qué hacer cuando tu familia te hace ESAS preguntas en las reuniones

by - diciembre 05, 2017


Foto: fredrikrynde
Sí, sabes a qué preguntas nos referimos. En las reuniones familiares que se avecinan, como aquellas de Navidad y Año nuevo, la familia suele cuestionar una y otra vez a la rebelde de la familia, aquella que pasó los 30 y aún no se casa, que no presenta pareja, que no piensa tener hijos y que en definitiva parece no sentar cabeza aún.

En esas reuniones, a veces te sientes sola, en especial si la soltería te afecta. Y tener que explicar una y otra vez la misma cantinela de que en realidad no sabes qué pasa, no sabes por qué no has encontrado aún una buena pareja, realmente agota.

Aunque nadie te pregunte sobre tu vida amorosa, la verdad es que igual estás a la defensiva, aguardando el momento en que surja la incómoda pregunta que no quieres responder. Bueno, veamos qué podemos hacer.

Partamos de la base que muchas veces la gente hace preguntas solo para buscar tema de conversación, sin malas intenciones, aunque quizás con poco tino. Por tanto, hay que tratar de no tomárselas tan a pecho. Además, muchas veces realmente están interesados en saber qué sucede porque les importas, no por querer entrometerse; ten paciencia. 

También debes considerar que muchos de tus familiares son de otra generación, criados bajo otros conceptos, como que a cierta edad tienes que estar casado/a, con hijos, casa y perro, y no comprenden a esta nueva generación de personas más desprendidas del dinero y de las tradiciones, que ansían viajar, que no les interesa el matrimonio y menos si es con una persona que no los llena por completo. Les cuesta entender esta nueva independencia, en especial cuando se trata de mujeres.

Sin embargo, si estas reuniones familiares realmente te agobian, o tienes parientes demasiado desubicados, que te hacen bromas o comentarios desagradables, evítalas, así de simple. Puedes pasar la Navidad o el Año Nuevo con amigos, seguro más de alguno se encuentra en la misma situación que tú y no sabe qué hacer. Rodéate de gente que te comprende, te apoya y te hace sentir bien contigo mism@. Lamentablemente, a veces en la familia uno no encuentra ese apoyo, pero no estás sol@ en ello.

 ¿Has pasado por situaciones parecidas? Cuéntanos.

También te puede interesar

0 comentarios