¿Cómo hacer leches vegetales? ¡Es súper fácil

by - mayo 10, 2018

leche de almendras
Foto: Kjokkenutstyr Net
Seguramente ya te has enterado de los beneficios de reemplazar la leche de vaca por leches vegetales, o “bebidas”, como algunos prefieren que les llamemos. Lo cierto es que no tienen nada que ver entre sí, y es que, como adultos, no necesitamos continuar bebiendo leche y menos si esta proviene de otra especie, pero existen muchas otras razones para preferir leches vegetales por sobre las de animal, y por eso les enseñaremos a elaborar en casa 3 tipos de leches vegetales.

1. Leche de almendras: remoja una taza de almendras en agua que las cubra, y las dejas así toda la noche (8 hrs aprox). A la mañana siguiente cuelas esa agua y pones las almendras en la licuadora, con 4 tazas de agua. También puedes endulzar con stevia o dátiles, agregarle unas gotitas de vainilla, o lo que tú quieras. Licuar por 1 minuto aprox., o hasta que las almendras estén bien molidas y el liquido lechoso. Entonces, tomas un jarro y un colador y vas vertiendo la leche en el recipiente, colando y estrujando los residuos de almendra. Esos residuos puedes usarlos para alguna preparación, y la leche debes conservarla refrigerada. Su duración será de aproximadamente 3 días y debes agitarla cada vez.

2. Leche de avena: remoja un tazón de copos de avena durante toda la noche (8 hrs. aprox) Recuerda que de la cantidad de avena que uses dependerá la consistencia de tu leche. Al día siguiente debes colar esa agua, echar la avena remojada en la licuadora junto a unos 900 ml. de agua, canela, dátiles, stevia (opcionales) y licuar bien. Entonces, tomas un jarrón y cuelas bien el contenido de la licuadora. Conserva en un recipiente con tapa y refrigerado, y agita siempre antes de consumir.

3. Leche de arroz: necesitamos 1 taza de arroz integral, el cual lavaremos bien y pondremos en una olla junto con 1 litro y ½ de agua + una cucharada de aceite de coco y una pizca de sal para potenciar el sabor dulce del arroz. Lo cocemos por 15 minutos a temperatura media y luego vertemos todo en la licuadora y licuamos unos segundos. Finalmente colamos y ponemos en una botella con tapa, siempre refrigerado.

También te puede interesar

0 comentarios