Segunda temporada de “13 reasons why” ¿Era necesario?

by - mayo 23, 2018

Foto: Pinterest
Para nadie es un misterio que la industria del entretenimiento es un negocio como cualquier otro, y donde se vea una buena inversión, ahí se pondrá la energía y las ganas. Pero el público no es tonto, y sabe que ciertas películas o series son creadas con el mero fin degenerar plata, descuidando, en muchos casos, la calidad de lo que muestran. Así es como siento que ha pasado con la segunda parte de “13 reasons why” (Por 13 razones) la controvertida serie que muestra la vida (y muerte) de Hannah Baker y los motivos que la llevaron al suicidio, y me parece que es el sentir de muchos.

Tal vez te interese: 7buenas películas románticas y graciosas para ver el fin desemana 

¡Alerta de Spoiler!

Resumen de la primera temporada: Hannah Baker cuenta su propia historia de manera póstuma a través de cassettes grabados por ella misma. Se trata de una niña-mujer muy linda y simpática, que solo quiere hacer amigos y tener una vida normal de adolescente. Pero su mal olfato (por llamarlo de alguna manera) hacen que Hannah se incline constantemente por amistades que (a excepción de Clay) de una u otra manera la traicionan, lo cual va destruyendo poco apoco su autoestima y sus ganas de vivir, hasta que vive un episodio de violación que termina por quebrar su ya débil espíritu. En un último y desesperado intento por salir adelante busca ayuda en el consejero del colegio, pero es ignorada. Hannah se suicida y deja una nota con 13cassettes grabados por ella (los que vamos escuchando a medida que progresa la serie), que representan y cuentan la historia de las 13personas supuestamente responsables de su suicidio (las razones).

Hubo varios temas controvertidos en la serie. Primero, mostrar el suicidio de Hannah como un castigo para la sociedad, con la rabia de Clay y otros en contra de Hannah “por hacer lo que hizo”, una forma tristemente muy común de ver el suicidio -no olvidemos lo que pasa cuando alguien se lanza a las vías del metro, existe poca o nula compasión o empatía por aquella persona, y en cambio, se la culpa de “no pensar en que los demás tienen que llegar al trabajo y no tienen por qué ver ese espectáculo”-, bueno, aquí en la serie pasa más o menos lo mismo, el enfoque hacia la salud mental y soledad de Hannah es prácticamente nulo, y más bien se la deja en una situación devengadora-villana, poniendo el suicidio como el resultado de las malas acciones de los demás, un acto del cual el perpetrador (el suicida) no es el principal responsable, sino el entorno. Los actos de bullying y violación son absolutamente repudiables y de ninguna manera desconocemos que pueden llegar a afectar profundamente a un ser humano, así y todo, uno queda con la sensación de que se profundiza poco en su verdadero estado mental, porque una persona “normal” podría sobrevivir a estas terribles experiencias sin pensar en matarse.

Como la serie fue tan exitosa rápidamente se decidió continuar con una segunda parte, aun cuando en la primera ya estaba todo aparentemente dicho. En esta segunda temporada, que francamente no sé si me animo a ver entera, tenemos como inicio el tema del juicio de la mamá de Hannah en contra del colegio. Clay se muestra parco y reservado como siempre, escondiendo sus sentimientos por Hannah y lo sucedido, diciendo a todos que no piensa en ella hace meses, sin embargo, comienza a verla (aún no descubro si es producto de su imaginación o efectivamente Hannah es“fantasma”, pero en ambos casos me parece de pésimo gusto). Además, la serie inicia con una introducción de los actores principales, quienes alientan a los espectadores que estén pasando por este tipo de problemas a hablar con alguien de confianza. Acto seguido, aparece Clay negando, callando y evitando a sus padres (…) Además, Clay muestra un nivel de rabia que refleja un duelo mal llevado, y lo peor de todo, es que su rabia es contra Hannah, a quien en un momento increpa diciéndole “Te mataste y no te importó … Hiciste algo malévolo” ¿Acaso no refleja esto que la serie trata el tema del suicidio y las enfermedades mentales de una manera bastante poco sana?

En Cosmopolitan hacen un análisis a la segunda temporada, concluyendo que si bien, según la tesis de la serie, era necesario contar la historia de Hannah, finalmente eso no sucede. “No se nos da suficiente (material) para conocer y querer al personaje en toda la segunda temporada de la serie”. Supongo que, finalmente, habrá que ver la segunda parte para hacerse una idea.

También te puede interesar

0 comentarios